Ubérrima desdicha o el bus nocturno

No hay nada peor que tener que coger un autobús de largo recorrido que viaje por la noche. Digo tener que coger porque no existe nadie al que le guste este tipo específico de transporte. Que no, nadie.

No hay nada peor. Con esto se nota que no pasamos tanto en la guerra.

La primera incomodidad notable es el asiento. Ni es cómodo ni es incómodo, lo que a la larga y durante el viaje se vuelve insoportable. No se reclina lo suficiente pero siempre te parece que el de delante tuyo se reclina demasiado. Si quieres le puedes dar un besito de buenas noches en la frente. Hay algunos que incluyen un reposa pies reclinable como signo de confort pero que en realidad es una herramienta del mismísimo Satanás para que te peles las rodillas con el forro de pica pica que llevan los asientos en la parte posterior. Si no eres un pigmeo, claro. Aunque probablemente los pigmeos no pueden coger el autobús porque lo tienen difícil para subir el primer escalón. Y no hay sólo uno.

Hoy he estado metido seis horas y media en una de estas máquinas de tortura sobre ruedas. Lo segundo que he descubierto es que tu peor enemigo son los pelos de las piernas, de la zona posterior del muslo sobre todo. Lo primero que he descubierto es que hay mucha gente que ronca, y peor aún, hay mucha gente que opta por no asearse antes de un viaje de estas características. Supongo que pensarán en ducharse luego y joder a los demás durante.

Lo peor de estos viajes es que van siempre llenos. Aunque un asiento vacío al lado no significa que vayas a ir como un rey. A veces pienso que es peor tener dos asientos que tener uno. ¿Cuántas posturas se pueden hacer en dos asientos de autobús? Hablo de posturas para dormir, eh. Yo he contado por lo menos veinte.

La culpa de que vayan siempre hasta los topes es el número de paradas que hacen. Claro que si fuera directo llegarías a tu destino dos horas antes y a ver qué haces en San Sebastián, por ejemplo, a las cuatro de la mañana. Te echas unas risas seguro. Por lo menos yo he llegado a la hora del desayuno. El problema no es el tiempo añadido sino los badenes de las ciudades (las bandas acústicas, los rompemuelles, como lo llame cada uno). Porque si no te despiertan las luces, las luces de lectura potentísimas, la voz cálida y melosa del conductor (“pasajeros de Tolosa, nos aproximamos a la estación”) tranquilo que seguro pasamos por una calle llenita de bandas de estas que hace que el autobús se convierta en una atracción de feria de pueblo con los mismos sistemas de seguridad, ninguno.

Lo importante es que al final llegas. De cualquier manera. Y como yo hoy tengo un examen dentro de dos horas, me voy al Eroski a comprar Redbulles y Burneses hasta que me reviente la cafeína en el sistema linfático.

Sigue leyendo...

, , , , , , ,

Izquierda solidaria o el ‘todogratis’

Estamos en crisis. Esto muy novedad no es.

Tampoco es novedad que en Alcorcón gobierna la izquierda (entre comillas) porque ya llevan unos cuantos años. Y desde que entraron en el poder, que dicho así queda como muy heroico, han instaurado la política del todogratis.

El todogratis es una iniciativa que nace del perroflautismo más radical. El de robar lonchas de jamón de york en el Eroski de la esquina (antes Caprabo). Lo curioso es que esto lo haga un señor canoso y trajeado al que un día vimos hacer campaña, al que un día votamos y vimos hacerse alcalde. Los ciudadanos, como siempre, tragan como idiotas. Por un lado nos roban con los impuestos (el IBI que es el que más hace daño). Nos mienten en muchos aspectos. Pero por otro lado nos regalan cosas. Muchas cosas. Y te aseguran que estamos en crisis. Recortan de todos sitios para que las cuentas salgan. ¿He dicho todos? Quería decir de todos menos de sus salarios, claro. Pero siguen regalando cosas. Es absurdo, ¿no?

Este gobierno se ha convertido en una búsqueda atroz del voto desinitil. Estos son los que no sólo no están decididos sino que se dejan comer la oreja por cualquier tontería sin pararse a mirar las consecuencias. Y hace daño porque hay muchos inútiles en edad de votar. Muchos más de los que pensamos.

¿Que el ayuntamiento está en quiebra porque está construyendo un auditorio megalómano e innecesario para la ciudad? Bueno, y qué, con lo bonito que es…

¿Que el ayuntamiento no puede afrontar los gastos de tantos garajes públicos que está haciendo? Bueno, y qué, la calle Mayor es ahora peatonal.

¿Que se recortan una barbaridad los presupuestos para las fiestas patronales? Bueno, y qué, si los conciertos son gratis (aunque sean una mierda).

Y a esto me refiero. En años de (falsa) abundancia aquí se han traído grupos como El Canto del Loco, Jethro Tull, AnaBelényVíctorManuel, etc… grupos por los que la gente pagaría una entrada. Grupos que cuestan un dinero porque tienen un caché. Grupos que ellos mismos engañan a los fans con precios estratosféricos sólo porque son la última moda del momento.

Claro, pasa que ahora estamos en crisis y no se pueden traer grupos chulos. ¿Y qué hacen? En vez de cobrar entrada, siguen con la misma política y traen mierdas, pero gratis.

También dan libros gratis de texto a los alumnos de primaria. No digo que me parezca mal que esto se haga, al revés, los libros son un gran desembolso que muchas familias no pueden hacer. A esto le sumas que las editoriales sólo pueden hacer negocio sacando ediciones nuevas de un año para otro para que los libros no sean heredados, prestados, etc… Yo no me puedo quejar de esto. Es una buena iniciativa, pero ya que pones dinero público en esto asegúrate de que la gente que los necesita los obtenga. Que yo he visto familias con BMWs que tenían los libros de los niños gratis. Los famosos autónomos deshonrados que no declaran una mierda para pedir todas las ayudas. Si es que no nos puedes dar la mano que te cogemos el brazo.

Claro que ellos saben que nosotros nos bañamos en mierda si es gratis. Hasta nos la comemos si hace falta. Porque es gratis. Gracias a nosotros, el todogratis está avalado y consolidado mientras en el ayuntamiento pueden seguir pagándose sus viajecitos a Mali, sus proyectos absurdos, sus campañas por el hermanamiento y la integración social (palabras que molan mucho entre los progres).

Desengañense señores políticos, regalar no tiene nada que ver con la izquierda. Todo lo contrario, el obrero se trabaja su propia riqueza con su sudor. No tendríamos que aceptar estos agasajos o en todo caso tendríamos que aceptarlos y votar al PP, que estos sí son muy dados a regalarse cosas. Al hacer esto se están riendo de nosotros. Nos dan las migajas y se burlan desde un espacio situado un poco más arriba por encima de nuestros hombros.

Yo no pienso ir a ningún concierto.

Sigue leyendo...

, , , , , , , , , , , , , ,

Tortura mediática o tauromaquia

Hace ya semanas que en Cataluña se prohibieron las corridas de toros. Este era el titular malinterpretado como siempre por los medios de comunicación. En realidad lo que se aprobó fue una ley que prohíbe cualquier maltrato animal. Con lo cual no es que se prohíban las corridas, sino que esto es una consecuencia de la ley que no sólo se aplicará a la mal llamada “Fiesta Nacional”.

Ahora, semanas después de aprobar la ley que se pondrá en vigor en el 2012, los medios no se cansan de sacar noticias sobre fiestas que se celebran en pueblos de Cataluña donde se maltratan animales poniendo el grito en el cielo porque no cumplen sus propias leyes. Eso del 2012 se lo pasan por el forro porque la idea es crispar al personal españolito malmetiendo contra todo lo que signifique catalán. También se inventaron que detrás de todo esto había intereses políticos y que pobrecitos los toreros. A Jesulín desde que lo dejó no le fue tan mal…

Mi posición es clara, estoy en contra de matar toros en plazas públicas, de que se les torture como si fuera un espectáculo, se les claven banderillas, espadas, estoques, pinchos… Al igual que estoy en contra de cualquier maltrato animal, y eso que a mí no me gusta tener mascotas.

Luego, debatiendo me he dado cuenta de que hay tres tipos de opiniones defensoras. La primera aboga por la cultura, por el arte de la lidia, por la fiesta ancestral y no perder las costumbres. Hay que decir que multitud de costumbres se han perdido, porque si no ahora nos ducharíamos una vez a la semana, tendríamos esclavos, moriríamos de un catarro pensando que los médicos son curanderos del diablo o quemaríamos mujeres que destacaran sobre las demás, que por supuesto serían nuestras siervas sexuales y domésticas. Esto se llama evolución, aunque es totalmente subjetivo que te guste o no.

Por la parte que defiende el arte de la lidia estoy de acuerdo. Me parece de lo más noble intentar “bailar” con un animal superior al hombre y jugarse la vida en ello. Pero para esto obviamente no hace falta torturar ni matar nada. Se le hace al toro lo que se le tenga que hacer y para casa.

La segunda defiende que el toro de lidia ha sido criado para esto, que es su función y si no qué íbamos a hacer con ellos. No valen para comérselos, sólo valen para torturarlos y matarlos en una plaza torearlos. Además su muerte es digna comparada con la de otros animales que se usan para el consumo. Bueno, aquí hay dos tonterías muy grandes. Primero no somos nadie para elegir el fin y la utilidad de las especies, ya que nosotros mismos no valemos para nada en un entorno mucho más amplio. ¿Qué somos con respecto al Universo? Entonces, ¿qué argumento es ese? ¿Para qué vale un koala? ¿Torturamos koalas? Las respuestas son obvias. Es cierto que la carne del toro no se puede comer, al igual que tampoco nos solemos comer a los gallos y todo el mundo detesta y persigue sus peleas. ¿Qué diferencia hay? Ninguna. ¿Muerte digna? Comparado con qué. ¿Los animales tienen dignidad? ¿Es más el ser humano tiene dignidad? Esto da para un largo debate.

Estas dos opiniones me parecen válidas para crear un debate interesante e incluso para llegar a unos términos medios válidos para todos, animales y humanos. Hay una tercera opinión que no trago, la de comparar.

“No puedes estar en contra de la tortura de animales si luego te comes los caracoles del campo”. Comparar torturar a un animal por el disfrute de unas personas con comer me parece lo más rastrero y absurdo que puede haber. Comer es vital. ¿Qué es vital? Vital es que sin ello te mueres (para los de la LOGSE). Con lo cual aquí entran muy pocas cosas que necesita el ser humano para vivir que son comer, respirar, beber, dormir y hacer las necesidades fisiológicas. Con esto vives. Por suerte o desgracia estamos en lo más arriba de la cadena alimenticia, esto es que nos comemos a otros animales para sobrevivir con los aportes necesarios. ¿Estoy de acuerdo cómo se tratan los animales en los mataderos, cómo viven los pollos en las granjas, etc…? Rotundo no. ¿Esto me hace ser hipócrita? No. Porque necesitamos comer. Así que necesitamos a esos pollos, a esas vacas. ¿Podría hacerse algo para que no fuera tan horrible la situación de estos animales? Sí. Leyes como la que aprobó Cataluña lo van a intentar. Casualidad de la vida entre las torturas de animales lo primero que cae es la tauromaquia (mal relacionada con tortura, pero es lo que hay).

“No puedes estar en contra de las torturas si estás a favor del aborto”. Más comparaciones horribles e insultantes. Lo del aborto, tema aparte, es un problema más complejo que el de los toros. Aquí hablamos de lo que se ve, y lo que se ve son toros torturados mientras gente disfruta del espectáculo. Esto es lo que tiene que acabar. Porque la tortura no se compara con nada. No hay torturas buenas y torturas malas. La tortura hay que condenarla sin más y con más razón si es tan evidente. ¿Cómo me puedo posicionar yo sobre el aborto si hay muchas cuestiones sueltas que directamente no entendemos? Sobre el aborto entran opiniones como la fe entre otras, y merece un post aparte.

Así que me he cansado de tanta tontería, tanta comparación. La gente que sólo usa este argumento directamente no sabe de lo que habla. Creen que su verdad es la que vale y los demás somos ignorantes, cínicos, hipócritas o algo peor. Pero aquí dejamos las cosas claras y dispuestas a debatir con los que algo tienen que aportar.

La Fiesta Nacional en España es el cotilleo, no lo olvidemos. La segunda beber alcohol.

Sigue leyendo...

, , , , , , , , , , , ,

Percepciones innatas o ir al colegio a recoger a tu hermana

Hoy estaba recordando la magnífica época en la que mi hermana iba al colegio. Nos sacamos muchos años y aunque ella ya está en el insti(tuto) hace bien poco estaba en el mismo colegio donde yo estudié, con los mismos profesores momificados y todo.

Dentro de esta imagen me gustaba observar las personas que iban a recoger a un niño a la salida de su cautividad cultural y pedagógica. E incluso era gracioso observar que se podían hacer catalogaciones y agrupar a personas según sus características:

  • La abuela. Este, dependiendo del barrio es el subtipo más extendido. Normalmente suelen llevar unas zapatillas de estar por casa, un peinado bien lacado a la virulé y una bolsa de plástico blanca llena de cosas que se cuelgan del antebrazo con el consiguiente corte de circulación sanguínea en la zona. Además es muy frecuente que le lleven la merienda al nieto que se suele componer de grasas saturadas, colesterol del malo y muchos carbohidratos para deleite del imberbe.
  • Las marujas. Son las que van a cotillear sobre las demás madres y/o abuelas que se encuentran en el recinto. No confundir con las abuelas, porque las marujas pueden tener cualquier edad. Se diferencian de las madres medias cualquiera por encontrarse siempre en corrillos de no menos 3 individuas. No suelen vestir de una forma muy arreglada (algunas se atreven con el chándal) pero van siempre maquilladas y bien peinadas, como si así estuvieran siempre y se acaban de acordar que tienen que ir a recoger al niño. Siempre llevan paraguas, por si acaso y siempre tienen esa expresión de oler mierda debajo de sus pies. En cuanto sale el niño pasan de él completamente y siguen a lo suyo a ver quién a peleado con quién o quien se ha traído una joya diferente.
  • Los divorciados. Especie muy rara y que normalmente son hombres (ya que las divorciadas se pasan al bando de las marujas) suelen ser bastante obvios porque en cuanto aparecen tienen a unas cuantas mujeres haciéndoles la corte. Esto los que son atractivos, existe una subespecie que son ellos los que intentan entablar conversación y lo único que obtienen son las risas descaradas de las marujas y las abuelas por igual.Cuando sale el hijo parece como si no les hubieran visto en años, les tratan genial, les dan todo el cariño. Esto ocurre porque efectivamente los hijos viven con la madre.
  • Hermanos mayores pero con poca diferencia de edad. Suelen destacar porque si van solos no entran en el colegio pero si van en grupo se envalentonan y juegan al fútbol en el patio si hace falta. Los chicos más aguerridos y ultra desarrollados suelen ir también a cazar las nuevas generaciones de pitutis que van a ingresar con ellos en el insti(tuto). Miradas furtivas se lanzan en todas direcciones. Al salir el hermano pequeño siempre cae algún capón para hacerse los graciosos y los duros delante de las niñas.
  • Hermanos mayores con mucha diferencia de edad. Espécimen raro donde los haya. Están siempre entre dos mundos, aunque hay madres de compañeros de sus hermanos pequeños que les dan el coñazo. Normalmente son los más rápidos por la incomodidad de la situación. Se ponen en primera fila a esperar que salga el hermano, en cuanto sale le cogen del brazo, no le deja despedirse de sus amiguitos y corriendo para casa, no vaya a ser que te vea alguien (sobre todo alguna chica que te guste, alguna profesora en prácticas).
  • Los amorosos. Las parejas jóvenes que tienen el suficiente dinero para ir los dos a por su crío. Hay dos modalidades, una la de aparco-en-la-puerta-del-colegio-y-tú-vete-a-por-el-niño-mientras-me-echo-el-cigarro-que-no-me-dejas-fumarme-en-casa y luego está la versión agarraditos-de-la-mano-nos-vamos-dando-un-paseíto-a-recoger-al-niño. Repulsivas ambas.
  • El desastre. Suele ser ese padre o madre que debido a problemas personales y/o psicológicos se suelen olvidar de ir a recoger a su hijo a tiempo. Se ve claramente cuando un niño se queda el último con la cara descompuesta, que no se sabe si llora o tose, esperando algo que él ya sabe que se va a demorar. Llegan corriendo, despeinados y siempre dando excusas y gracias al mismo tiempo.

Esto era lo que había en mi colegio (y el de mi hermana). ¿Qué había en el tuyo? Dependiendo del barrio puede haber internas sudamericanas que iban a por los críos de familias pudientes de la Nacional Seis Carretera de La Coruña.

Sigue leyendo...

, , , , , , , , ,

Dictadura parlamentaria o el problema de musikene

En un lejano país llamado Euskadi, habitaba una mujer, una señora podríamos decir que ansiaba poder a cualquier precio.

Esta señora, por tremendo que parezca, guardaba rencor desde hace años. Sentada en la silla de una fundación, asistía a reuniones con las que no estaba de acuerdo. Aceptaba propuestas sin que le gustaran. Callaba y asentía porque es lo que le habían dicho que hiciera. Era una mandada y allí estaba porque había que estar. Pero ella odiaba su situación, odiaba lo que pasaba en su entorno, odiaba lo que estaba haciendo y lo guardaba, todo ese odio y rencor que algún día tendría que explotar por sí solo.

En este maravilloso país unas urnas dieron un vuelco político. Se decía que era para mejor, que todo iba a cambiar. Lo primero no se sabe con certeza si es cierto, lo segundo es una verdad como un templo. Y musikene (hasta entonces no nombrado) no se iba a salvar.

[Musikene, también conocido como el Centro Superior de Música del País Vasco, es uno de los más prestigiosos de su país y de Europa. Cuenta en sus filas con profesores de primer nivel mundial, pedagogos extraordinarios y alumnos excepcionales, venidos de todos los rincones del estado, que permiten mantener el grado de excelencia, calidad y desarrollo que caracterizan a este centro.]

Pasó un tiempo prudencial. Quizá un par de años. Un tiempo que sirvió para decidirse si metían la mano en el conservatorio. Para ver qué se podía hacer con el “despilfarro” que se daba allí. Se alzó una voz entre los miembros de la fundación:

- ¡Yo sé hacerlo mejor y más barato!

Hubo aplausos, vítores, hurras, y rápidamente se procedieron los cambios necesarios para que esta señora cumpliera con su promesa. Nadie se preguntó en su día, “¿mejor para quién? ¿Más barato a qué precio?”, España estaba viviendo una crisis económica y la sentencia de Carmen Rodríguez Suso parecía la solución a todos los “problemas”.

Entonces llegó el momento. Al empezar el curso lectivo la señora Rodríguez Suso (musicóloga de profesión) toma posesión de su nuevo cargo: Puta Dueña y Señora de musikene por la Gracia de Dios Coordinadora General. Los primeros pasos fueron reuniones con sendos directores del centro, académico y artístico. La impresión causada por ella fue de alivio, “quiere ver cómo lo llevamos”, “se muestra de lo más cordial”. La idea de la Coordinadora era un poco diferente. Estaba aprendiendo en qué consistían los puestos de los directores, cuáles eran sus funciones para poder prescindir de ellos cuando se diera la ocasión.

La ocasión llego a mitad del curso académico. Corría el mes de Enero, y a la vuelta de las vacaciones los alumnos de musikene se enteran, al llegar de nuevo a las clases que ya no tienen directores. No sólo eso, el Reglamento Orgánico interno se suspende y por lo tanto no hay legalidad dentro del centro. Ante esta incertidumbre la señora Suso se niega a dar detalles de los ceses, de las medidas tomadas y de las medidas a tomar. “Todo va a salir bien, tenéis que confiar”.

El alumnado poco a poco se va enterando qué clase de persona a tomado las riendas de su conservatorio. Escritos con su firma revelan a una mujer que no traga a los intérpretes, que los considera tan importantes (o tan prescindibles) como los que te venden la entrada de un concierto. Considera que para ser un buen pedagogo no hace falta ser un buen intérprete y bajo estas ideas va a seguir su línea de actuaciones. Actuaciones y decisiones unilaterales como la creación de otro director (pese a sus promesas de recortar presupuesto), amenazas con despidos masivos de profesores, recorte de un 90% de las plazas ofertadas para el siguiente año académico, recortes de cátedras e incluso eliminación de las mismas. Nombramientos digitales como los jefes de departamento o el nuevo Director Académico, un ex rockero bilbaíno que no ha estudiado música a nivel profesional. Cambios sobre el proyecto del nuevo edificio de musikene, como la supresión del auditorio (que luego se dio cuenta que esto es ilegal) o la eliminación de dos plantas.

Los alumnos y profesores empiezan a temer lo peor, creen que esto ya es realmente serio, es una situación insostenible y juntos salen a la calle a protestar por los que le parece legítimo: una calidad de enseñanza musical superior. Por supuesto la prensa controlada por el partido que gobierna en Euskadi así como en San Sebastián, no se hace todo el eco de la noticia y resaltan más los titulares que interesan a la señora Suso como el dinero que le cuesta a los vascos cada alumno de musikene.

A esta altura del relato me voy a poner técnico. Se habla de unos 30.000 euros al año por cada alumno. Esto es una burrada aunque es cierto. Pero hay una trampa, musikene no tiene sede propia. Alquila cuatro edificios para desarrollar sus actividades académicas y artísticas. Los gastos de estos alquileres se disparan cuando añadimos que uno es un palacio Real (Palacio Miramar). Con lo cual el cálculo es tan sencillo como este: Gastos totales de musikene dividido entre el total de alumnos. Igual, una animalada.

A parte de la trampa, nosotros, los alumnos pagamos la matrícula más cara de España, pagamos un piso en la ciudad más cara de España, comemos en una de las ciudades donde la vida es más cara. Y aún así tenemos que aguantar el “esfuerzo” que hacen los vascos por nosotros.

Los ciudadanos vascos, escandalizados ante tamaña inversión que ellos piensan innecesaria ponen el grito en el cielo y aclaman la gestión de la señora Coordinadora. Lo que no saben los vascos es que esta señora lleva muchos años aprobando presupuestos para musikene, lleva muchos años sabiendo lo que cuestan los alumnos, lleva muchos años siendo muy consciente de la gestión (excepcional) que se ha hecho en el centro hasta ahora. Pero nunca se ha quejado, nunca ha puesto ninguna pega.

Este verano, muchos alumnos como yo vamos a terminar el último año de carrera sin saber si nuestros profesores van a continuar con nosotros. Vamos a empezar este año sin un pianista que nos acompañe, porque igual se han pensado que con un radiocassette ya nos apañamos. Reagrupar pianistas acompañantes y que varias cátedras compartan el mismo pianista es un error gravísimo que va a repercutir en nuestros recitales de Fin de Carrera. Y lo digo con terror.

Por eso este año es importante. Por eso este año se nos tiene que oír, se nos tiene que sentir, que temer. Este año si no hacemos nada será el último año de musikene. El centro está herido de muerte y sólo nosotros tenemos la cura.

Váyase Carmen Rodríguez Suso. Dimita de una vez y deje musikene en manos de quien ama y respeta la música.

Consejeros de Eduación, Ministerios de Cultura y Educación, no dejen que caiga uno de los mejores conservatorios de España sólo por un capricho.

Señor Odón Elorza, haga caso de sus ciudadanos. No se puede optar a ser Capital Europea de la Cultura 2012 cuando uno de los estandartes culturales de la ciudad está a punto de caer.

Sigue leyendo...

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Google sapiens o cómo resolver todas tus dudas

Pincha para ver grandote:

¡Gracias Google!

Sigue leyendo...

, ,

Melancolía cerebral o la importancia de recordar cosas

Cuando era pequeño (más) suspiraba por ir a un sitio en la faz de la Tierra (así, con letra capital). Algunos podrían pensar en lo típico “¿dónde querrá ir el niñato este?”. Se me ocurren destinos for the child tipiquísimos como puede ser Disneyland. Otro que todo el mundo habrá pensado puede ser Disneyworld (el de Florida). Siempre los había más pijines que iban a London a aprender inglés en verano y estaban los que rebosaban campechanía y anhelaban ir a las fiestas del pueblo de al lado.

Y es que los pueblos eran ese lugar de juego y perversión, risa y putiferio al que no teníamos acceso los pringados cosmopolitas como yo. Jamás tuve pueblo. Tampoco tuve ningún amigo que me invitara al suyo, pensando que a lo mejor se lo iba a quitar. Claro, allí podían salir hasta tarde. Incluso volver a casa al día siguiente. Se dejaban las puertas de casa abiertas con esa cortinilla de plastiquete que no servía para nada, los gatos se colaban igual. En los pueblos siempre había la niña mona que en un inocente principio era la reina del baile, la que más amigos tenía, la princesa de la piscina (capítulo aparte los pueblos con piscina municipal), pero que al cumplir más años, digamos los quince, era la “suelta”, la que no decía que no, vamos la que todo el pueblo se pasaba por la piedra. Y allí, en el pueblo, nacían tus primeras experiencias de adolescencia. El escarceo con el alcohol, los cigarritos, los de la risa, las chiquillas y los tocamientos bajo las mesas de piedra de los picnics.

Mientras todo esto pasaba a las afueras de Madrid, inside había un muchacho que todos los veranos soñaba con escapar lejos, a un lugar remoto, precioso, maravilloso y emocionante. No era un pueblo y tampoco lo dirigía un señor congelado. Era un país. Sí, un país entero. Djibouti.

¿Djibouti? Sí. También castellanizado como Yibuti.

¿Dónde cojones está eso? Ahí está el encanto que supura este país, que no sale en todos los mapas. Es un país africano, al norte del cuerno más famoso que por ser tan insignificante, pequeño, destartalado y pobre no sale en todos los mapas y sólo sale en los más detallados y/o de pago. Esos que te venían como en un anexo de plástico chulo en el libro de Conocimiento del Medio de sexto de primaria.

Pero claro yo imaginaba Djibouti como un paraíso en la Tierra. Como una perla sin descubrir, un diamante sin pulir, un grano sin rascar. Ese pequeño país con la capital del mismo nombre al que no ha llegado el ser humano, que esconde una multitud de tesoros en su interior.

Claro, era joven y en esa tierna época no tenía internet. Con la era moderna mi cerebro se atrofió y olvidé este bonito lugar donde mi imaginación divagaba. Hasta hoy. Y con la curiosidad de un niño chico me he aventurado a escribir en Google “Djibouti” y tener el valor de ver lo que salía al otro lado.

Me entero que mi país preferido en realidad es de los más pobres de África. Que por no tener no tienen ni bosques. Que sólo hay una ciudad donde existen calles en francés. Que tienen un himno muchísimo mejor que el nuestro.

Me tengo que informar sobre si hay aeropuerto y hoteles. Sólo necesito esto, porque sigo queriendo ir.

Sigue leyendo...

Renovarse y morir o la cutrez high level

Llevo ya un tiempo pensando que es una broma, o un hacker mal nacido puteando a Youtube. Pero según pasan los días estoy más convencido de que han sido ellos mismos los que han puesto la cutrez al servicio de lo cotidiano.

No se conforman con reventarnos a publicidad, que ya no puedes dar un solo clic para iniciar el vídeo sino que ahora tienes que ir cerrando ventanitas, ventanitas dentro de ventanitas. Incluso tragarte vídeos de publicidad que son imposibles de saltar.

Con todo este despliegue de medios al servicio de ganar dinero yo pensaba que disponían de uno de los mejores equipos en lo que a diseño web se refiere. Vamos que cuando tú entras en Youtube notas el nivel, la pasta. Dices “aquí hay parné y se lo saben gastar”. Y de toda la vida la página ha gozado de un diseño digamos elegante, unos colores neutros, unas líneas que se han suavizado con el paso de los años.

Pero la han cagado. Y es que, si alguno espera a que acaben los vídeos (que con la celeridad de estos días serán los que menos) sabe de sobra que inmediatamente después de finalizar, dentro del reproductor salía una ventana bien sobria con vídeos relacionados (normalmente no tenían nada que ver con el que habías visto), que ahora se han empeñado en mejorar. La han mejorado tan poco que ahora la pantalla parece un virus. Parece una broma de mal gusto, una página de esas que salen webcams con mujeres que tienen mucho calor, parece que si pinchas en uno de los vídeos que salen en realidad vas a ir a jugar un póker virtual en una página sueca. Pues no, señores de Youtubequecobranunapastaporponermierdasvisualesenlapágina, no me gusta esto. No me gusta la solución, ni la pinta, ni si quiera ese efecto de neón de fantasía con el que se iluminan cuando pasas por encima el cursor. Me parece cutre, y para una página como Youtube, una mierda pinchada en un palo.

Prueba del delito (HD):

Al loro el frikismo inside.

Sigue leyendo...

,

Ryanair o los autobuses volantes

Después de sobrevivir a un viaje ida y vuelta con esta compañía, paso a relatar lo que ha sido mi experiencia y la comparación con otras compañías en mi dilatada experiencia volando (tengo el carné de Iberia Plus ese, no digo más).

Para empezar, la página web es cutre. Es lo primero que asusta de la compañía y es lo primero que hace que no haya confianza. Si ves otras páginas de compañías similares como la de vueling llegas a la conclusión de que no hay color. A vueling le dejo yo todos mis ahorros si me lo pidieran. Una vez inmerso en la maraña a la que ellos llaman página web, dejan muy claro que si no eres un delincuente o un terrorista, poco te queda o te han suspendido en el último examen. Tienes que pagar por absolutamente todo. Realmente estamos hablando de low cost, pero en el caso de Ryanair hay que matizar muchísimo este término. Bien es cierto que el precio de los billetes es, a veces, muy barato. Pero el precio nunca es el que es. Te saldrá barato si no llevas equipaje para facturar, si apenas llevas un bulto de mano minúsculo, si no eres músico, si tienes impresora en casa… Sólo falta que te cobren suplementos por sobrepeso, por ser de raza negra o cosas así (tiempo al tiempo). Por lo menos se puede usar el baño en cabina.

Por bulto para facturar te cobran unos 40 euros, y con el equipaje de mano son muy estrictos. Si no cabe, no te dejan subirlo y tendrás que facturarlo bajo penalización o dejarlo en tierra (¿?). Por no imprimir la tarjeta de embarque en casa te cobrarán en el aeropuerto otros 30 eurines más. Es decir tu tarjeta de embarque es un cacho papel que llevas tú de casa. Sé que en realidad las tarjetas de embarque no tienen por qué ser de platino, pero con Ryanair da la sensación de que vas a recoger un mp3 que has comprado en la Fnac. Todo menos que vas a coger un avión.

A la hora de embarcar (nunca son puntuales) todo el mundo se agolpa en la fila con discusiones incluidas. ¿Por qué? Porque no se te asigna un asiento. Con lo cual aquí el que entra primero se coge el mejor sitio. Es cierto que los embarques sí son más rápidos que otras compañías, pero no compensa ya que Ryanair es el apestado de las compañías aéreas y lo tienen relegado a las peores puertas de embarque. No sirve de nada ir rápido al salir del avión cuando te tienes que subir a un autobús para que te lleve a la puerta de salida.

El avión es Boeing, compañía venida a menos gracias a Airbus. Pero los aviones parecen bastante nuevos. Por dentro te encuentras publicidad de Vodafone por todo el avión, en las puertas donde se guarda el equipaje de mano. Además los colores azul oscuro y amarillo chillón no ayudan mucho a la relajación visual en pleno vuelo. Los asientos son como de broma. De plástico y sin opción a reclinarse. Supongo que sólo serán así en vuelos cortos, no me puedo imaginar un vuelo de 6 horas metido en esa lata. Lo que sí me sorprendió es que hay mucha tripulación de cabina, supongo que por el elevado número de personas que cogen estos vuelos. En los dos vuelos que me tocaron fueron realmente agradables y amables en su trato, si bien la mitad son extranjeros.

Tienen un servicio de catering digno de una tienda de hamburguesas de polígono, de esas que están abiertas toda la noche para que los alcoholizados puedan bajar un poco los niveles del ron en sangre. Pizzas, panninis, hamburguesas, sandwiches, bebidas alcoholicas (hacen especial hincapié en éstas) son los productos estrella de la carta.

Pero no acaba aquí. Ryanair parece una Teletienda y en vuelo te venden unos cigarros que no echan humo, para los que no se pueden aguantar y se fuman encima, y la estupenda Lotería de Ryanair. Puede parecer broma pero así es. Un millón de euros puedes ganar, y la mitad del dinero de la papeleta (2 euros) va destinado a no sé qué ONG.

El órdago lo plantan cuando aterriza el avión, y si todo ha ido bien suena una ridícula musiquita, el típico toque de queda de trompeta que a todo el mundo le arranca una sonrisa nerviosa porque su cerebro está descompuesto intentando saber si desea llorar o suicidarse.

Visto lo visto, y vistos los precios que manejan otras compañías creo que no merece la pena viajar con Ryanair salvo que cumplas esos requisitos bien determinantes.

Para autobuses malos ya tengo los de Alcorcón…

Sigue leyendo...

, , , , , , , ,

Estoy loco

Yo, íntegro siempre de palabra, he faltado a ella hace unos días. ¿Por qué? Porque soy un vendido, porque buscaba una compensación a cambio que encima, por vago y lento, no he tenido. Y después de vender mi alma y darme cuenta que no ha sido tan malo, que ahora ni me siento vacío, ni deshecho, ni avergonzado, angustiado, afligido, inerte, ni picueto, lo doy a conocer al mundo, a este mundo que es casi tan privado como público (básicamente porque no me lee nadie) y comparto en este espacio que yo, me he hecho twitter.

Así es, amigos. Duro, ¿verdad?

Y teniendo twitter después de varios días en los que obviamente nadie me ha leído allí tampoco, he decidido crear un bucle espacio-temporal a ver si gano algún seguidor (suena a fan).

Así pues aquí dejo mi twitter y en mi twitter dejo esta entrada. Si rompo el internet no quiero saber nada.

http://twitter.com/nanoysutrompa

Sigue leyendo...


prev posts prev posts